sábado, 23 de enero de 2016

Tradiciones zaragozanas: la agresión policial

Publicado el 7 julio, 2008 y el 31 agosto, 2009 por Antonio Tausiet


Desde la época de los grises, en los años setenta, los cuerpos de policía que operan en Zaragoza se han destacado por su exquisita manera de agredir a los ciudadanos. Diversos métodos, como la paliza, el porrazo, las patadas al manifestante que previamente se ha enviado al suelo, los cordones con escudos, los empujones, las pelotas de goma, etc., han hecho las delicias de los contusionados y vejados. Al contrario que en otros lugares de la península, la Policía Nacional no está sola en esta labor incesante. La Policía Local y sus cuerpos especiales (antes UVE, 1980; ahora UAPO, 2007) también han reprimido históricamente a base de bien (leer detalle de patadas, insultos y amenazas en el enlace a la UAPO). Aportamos una selección de varias actuaciones recientes, en orden cronológico inverso.

Los UAPO agreden a una chica de 16 años (1-5-09)
Hola, tengo 16 años. El pasado 1 de mayo, tras haber acabado la manifestación del mismo, con mi hermana de 17 años y mi novio de 22, mientras esperábamos el autobús en la plaza del Portillo para volver a casa, fui agredida por varios policías, concretamente con varios puñetazos, uno en la mandíbula, cuya consecuencia fue la caída al suelo abriéndome pequeñas heridas en la parte izquierda de la cabeza.

Uno de los policías que nos agredió me retorció ambos brazos tirándome al suelo y me esposó. En ese momento sufrí un ataque de ansiedad mientras otros policías presionaban con sus botas pisándome la espalda contra el suelo dañándome las cervicales, impidiendo relajarme para poder calmar el ataque de ansiedad.

El mismo policía que me dio el puñetazo en la mandíbula, tras ponerma en pie, me amenazó diciéndome en voz baja: “Acuérdate de mi cara, niñata, porque cuando nos volvamos a ver te voy a reventar”. Asustada, grité tres veces: “Me está diciendo que cuando me vea me va a reventar”, por lo cual mis compañeros y los demás policías son testigos de las amenazas, a lo que el mismo policía contestó gritándome: “Si no callas esa bocaza me encargaré yo mismo de hacerlo, pero para siempre”.

Tras oír esto me callé y me quedé mirándole con la cabeza apoyada en la pared tratando de relajarme, a lo que el agente me preguntó: “¿Qué pasa, que te gusto, puta?” y otro policía me apartó bruscamente la cara diciendo: “Mira hacia otro lado, anda”. El ataque de ansiedad aumentaba y los policías no paraban de gritarme.

Antes de esposarme, el policía me agarró del cuello y yo le decía que me estaba apretando mucho y que me estaba ahogando. Después fuimos las dos esposadas y reducidas en el suelo. Una vez esposadas, el policía que le había agredido se acercó a Nuria y le susurró al oído: “Espérate que en comisaría te voy a matar”. A mí me empezó a llamar “puta”. En ningún momento nos dejaban estar juntas, nos separaban constantemente. Posteriormente nos trasladaron a comisaría y pasamos la noche en los calabozos. Fuimos puestas en libertad a las 15 h. del día siguiente, sábado 2 de mayo, después de haber declarado ante el juez.
(Transcripción del pasquín que se reproduce)

Chapuzón en el Ebro (6-7-08)
La Policía Local lo prohibió; la Nacional lo reprimió. Una reunión de ecologistas que reivindicaban en toda Europa la posibilidad de uso de los ríos urbanos para baño fue abortada por las fuerzas de seguridad mañas. Según cuentan, allí estaban contemplando estupefactos cómo los policías sacaban del agua a la gente tanto Emilio Gastón, ex Justicia de Aragón, como Danielle Miterrand y varios ex ministros de otros países. El Teniente Coronel Javier Fernández, Delegado del Gobierno en Aragón y hombre de vasta cultura, no pasaba por allí en ese momento.
Enlace

Paliza a la compañía argentina Ojalá, la de “El hombre vertiente” de la Expo(15-6-08)
El equipo del espectáculo que se representa a diario en la Exposición Internacional de Zaragoza fue atacado, insultado y golpeado por unos policías nacionales que les gritaban “argentinos indocumentados”. Hubo varios heridos.
Enlace

Porrazos en el pregón de fiestas (6-12-07)
Durante la lectura del pregón de las fiestas del Pilar de Zaragoza, ante el Ayuntamiento, unos antimilitaristas sacaron una pancarta con el lema “Base OTAN no”. Allí acudieron prestos unos efectivos de la Policía nacional (foto) con navajas, produciendo cinco lesionados, uno de ellos tratado con cirugía.
Enlace

Policía local contra libertad de expresión (7-10-2007)
Un grupo de militantes comunistas estaba pegando carteles del Che Guevara en el barrio de la Magdalena cuando dos furgonetas de la UAPO y dos coches patrulla cargados de agentes les impidieron seguir con su labor.


Los porrazos de la policía zaragozana, que yo también he recibido en una manifestación antimilitarista, duelen durante meses. Es el precio que hay que pagar por intentar hacer avanzar a la sociedad: oponiéndose a los militares, participando en huelgas contra las medidas antisociales, o reivindicando mejoras de cualquier tipo. Los uniformados responden a órdenes superiores de quienes ríen desde sus poltronas mientras procuran que todo cambie para que todo siga igual.

Menos mal que Cristo nos protege en su cruz, presidiendo el Salón de Plenos del Ayuntamiento de Zaragoza. Más de 3.000 mensajes de ciudadanos de bien han llegado a la web municipal agradeciendo al alcalde socialista que se negase a retirar el gran crucifijo. Lástima que en el último congreso del PSOE hayan decidido quitar los símbolos religiosos de los lugares oficiales…

ANEXO:
Noticias de Zaragoza
Publicado el 25 noviembre, 2008 por Antonio Tausiet

Cuatro noticias de Zaragoza de las que no ofrecen los medios de comunicación habituales:

– Según varios testimonios, el sábado 11 de octubre de 2008 un centenar de personas -muchas venidas de Barcelona- estaban haciendo una fiesta Rave en una nave abandonada por La Almozara. La unidad especial de la policía local (UAPO) entró en la nave disparando pelotas desde las furgonetas y efectuaron variadas agresiones; al DJ le esposaron y le dieron una paliza en el suelo. Rompieron las lunas de los coches aparcados con las porras. La gente salió corriendo por los campos; algunos tiraron piedras a losuapos desde lejos. Nadie se atrevió a denunciar. El ayuntamiento -último responsable de la policía local- no dio ninguna noticia al respecto.

– El domingo 12 de octubre de 2008 un centenar de uapos en formación de combate, con todos los equipos de antidisturbios, entraron a la carrera en una nave donde había cerca de 800 personas convocadas por el movimiento ocupa. Mucha gente salió huyendo ante lo que parecía una carga inminente. Otros permanecieron en actitud pacífica. Aporrearon a una persona de la barra y tras unos momentos de tensión el oficial ordenó el desalojo. Una abogada le pidió si tenía orden para ello. El oficial entre risas dijo que la tenía, que era orden directa del ayuntamiento y que o salían o cargaban (había unas 400 personas en una nave casi a oscuras). Al final se desalojó.

– En la manifestación antifascista de Zaragoza el sábado 22 de noviembre, la policía identificó a las 50 primeras personas que llegaron. Policías de uniforme grabaron en vídeo toda la marcha.

– La recién aprobada “Ordenanza cívica” se aplica estos días para multar a gente que pega carteles en las calles convocando actos no del gusto del Ayuntamiento, en paredes llenas de carteles anteriores de conciertos, discotecas, circos y del propio Ayuntamiento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...